Beneficios del drenaje linfático manual

El Drenaje Linfático Manual es una técnica que, mediante un masaje, va a actuar moviendo la linfa por los vasos linfáticos para llevarla al sistema venoso donde se mezclará con la sangre venosa.



Efectos del Drenaje Linfático Manual sobre el organismo:

  • Sistema Linfático: mejorará su función eliminando posibles edemas.
  • Músculo: efecto relajante en la musculatura que se encuentra tensa. A nivel de la musculatura lisa intestinal, esta relajación mejora el estreñimiento.
  • Sistema Nervioso: efecto sedante y relajante.
  • Piel: efecto analgésico.
  • Sistema inmunitario: mejora la respuesta defensivo-inmunitaria.

¿En qué casos está indicado el Drenaje Linfático Manual?

  • Linfedemas.
  • Edemas debidos a un traumatismo (golpes, esquinces, fracturas, etc.)
  • Edemas postoperatorios (muy indicado después de operaciones de Cirugía Plástica: prótesis de mamas, liposucciones, abdominoplastias, todo tipo de cirugía en la cara, etc.)
  • A nivel cutáneo, en quemaduras, queloides, escaras, acné o cicatrices.
  • En estética, para la caída del cabello, arrugas o celulitis.
  • A nivel digestivo es muy bueno para el estreñimiento y las flatulencias.
  • Cefaleas, migrañas, neuralgia del trigémino.
  • Estrés e insomnio.
  • En dolores psicógenos y somáticos, apoplejía.
  • En trastornos respiratorios como sinusitis, amigdalitis, catarros, resfriados crónicos, asma bronquial…
  • En trastornos oculares como glaucoma o secuelas del desprendimiento de retina.
  • En trastornos de la circulación venosa, edema venoso del embarazo.
  • Extirpación de ganglios después de una mastectomía.

Con estos breves apuntes, nuestra intención es informar a nuestros pacientes sobre esta técnica, el drenaje linfático manual, que realizamos en la Clínica Fisioterapia Ricardo González, para que puedan conocer qué es, en qué principios se basa y los efectos beneficiosos que tiene. Intentamos reivindicar la importancia de que esta técnica forma parte de las competencias de los fisioterapeutas, ya que existe un grupo de seudoprofesionales como esteticistas, masajistas, etc., que ofrecen drenaje linfático manual en su cartera de servicios, pero que en realidad no tienen ningún tipo de formación reconocida en la materia.